Tres grandes de la arquitectura se unen para demostrar que las secuencias no excluyen las consecuencias.

Fuente: Plaka

Fuente secundaria: www.archdaily.mx

Dentro de las actividades de MEXTROPOLI, se llevó a cabo el pasado 20 de Marzo  la Exposición [con]secuencias formales de los despachos de arquitectura AT103Ambrosi|Etchegaray y Productora.

[Con]secuencias formales reúne el trabajo de tres oficinas de arquitectura que han buscado, probablemente por distintos caminos, afinar una serie de procesos formales que les ayudan a determinar las ideas que ponen en operación. Los proyectos de AT103 [Julio Amezcua y Francisco Pardo], de Productora [Carlos Bedoya, Wonne Ickx, Víctor Jaime y Abel Perles] y Jorge Ambrosi y Gabriela Etchegaray tienen algunos aspectos en común más allá de las apariencias. El carácter formal de lo que se expone no pretende subrayar cierto preciosismo, ni en la maqueta o el dibujo ni, luego, en el edificio. Al contrario, se quiere hacer evidente su carácter de fragmentos de un discurso formal más amplio donde las secuencias no excluyen las consecuencias.

Plaka® fue patrocinador oficial de este evento, proveyendo materiales para algunos espacios de dicha exposición. En el marco de la realización de esta interesante muestra, tuvimos la oportunidad de charlar con dos de los despachos participantes, los cuales, se han catalogado como los mejores en la actualidad por su propuesta arquitectónica.

Productora DF, nos abrió sus puertas y nos recibió Wonne Ickx, quien es uno de los 4 socios fundadores. En un ambiente soleado, tranquilo, de buena actitud y un hermoso perro que acompaña a la inspiración, trabajan 10 colaboradores en el despacho. Su nombre se debe a que sus creadores creen que tienen que resolver problemáticas arquitectónicos y la continua producción de soluciones integrales para cada obra. Este despacho tuvo sus inicios en 2006 y es creador del museo de arte contemporáneo de Lima, Perú, obra que propició un punto de encuentro entre los fundadores y marcó su estilo arquitectónico. Su Filosofía se basa en hacer énfasis en geometrías muy precisas, edificios claros y muy legibles que aporten cierta atemporalidad al diseño y que los materiales con que están hechos ofrezcan funcionalidad.productora

Su arquitectura se distingue por sus diseños exactos, hasta cierto punto matemáticos, ya que sus edificios tienen que vivir su intención programática, es decir, no diseñar como un “traje a la medida”, no cubrir la necesidad primaria, pues esto puede perder funcionalidad en un futuro; con su arquitectura buscan trascender en el tiempo, no sólo quedarse en la usabilidad de un proyecto.

Para Productora no hay ningún proyecto que considere el más importante, su principal logro es el resultado de la suma de todos sus diseños, valorando así, su muy particular línea de pensamiento.

Su visión a 5 años es seguir participando en concursos de construcciones escalables y seguir con la misma forma de trabajo, pues es así como se mantienen cercanos a cada proyecto. No pretenden crecer aceleradamente, pues creen que la arquitectura es lenta con procesos largos en los que aprenden y se nutren, esto es sano, pues les permite concretar sus pensamientos y aclarar sus diseños hasta tener un excelente resultado. Los materiales de construcción ligera como Plaka®, para ellos, son básicos,  y parte principal en la construcción de  sus obras. Productora DF materializa sus sueños mediante la disposición de saber escuchar y no adaptarse dócilmente, sino afrontar cada proyecto con sus respectivas particularidades.

Por su parte Francisco Pardo y Julio Amezcua, directores del despacho AT103 nos invitaron a pasar un rato divertido y cordial dentro de sus instalaciones que se caracterizan por tener espacios abiertos con naturaleza, música tranquila a bajo volumen, frutas frescas y café. AT103 surge hace aproximadamente 14 años en New York, donde Francisco y Julio radicaban y se unieron para crear el despacho. Ambos comenzaron como interioristas y esto les permitió conocer bien el tema de vivienda y posteriormente crear arquitectura.

at103Sin influencia más que sus propias vivencias y estudios académicos, creen más en la estrategia que en la forma y en alejarse de las resoluciones vistosas de la arquitectura, esto significa que una buena forma es el resultado de una excelente estrategia. Alejados de lo espectacular y lo “wow”, definen su arquitectura con soluciones inteligentes respecto al clima y el espacio para crear proyectos  contundentes, que no son de moda, sino que trascienden.

Nos cuenta Francisco que el despacho tiene un antes y un después de que ganaron el concurso del Archivo General de la Nación, donde venían de realizar análisis internacionales y con este proyecto, se dieron cuenta que aquí en México había un gran nicho de reciclaje de la ciudad y de oportunidades sociales, por lo que, del 2010 a la fecha, hubo un cambio de actitud importante, madurez, entendimiento de los procesos y mejores clientes.

Para ellos, no hay un tipo de arquitectura: “yo creo en la arquitectura, nada más, hay buena y mala y diferentes formas de hacerla, lo cual tiene que ver con un proceso creativo”, dice Francisco. Sin interés en materiales extranjeros, Prado y Amezcua, aseguran que no les funciona trabajar con lo que denominan como arquitectura de alta tecnología, ellos trabajan con arquitectura que funciona para el lugar  y su clave es utilizar materiales locales.

Su proceso creativo consiste en analizar el sitio en todos los sentidos (estrategias de volumetría, retroalimentación del cliente); análisis global empujando la forma hasta el final, luego sigue la experimentación para descartar todo lo que no funcione y el último paso es que se vea muy bien.

En un futuro esperan seguir realizando proyectos muy eficientes y más grandes, orientados a servicio público así como vivienda de interés social.

Julio y Francisco nos comparten las grandes ventajas de los sistemas de construcción avanzada Plaka®, como por ejemplo, la at.facilidad en su aplicación (en seco), el hecho de hacer estructuras que se puedan cambiar y adaptar a las maneras de operar de los espacios y a la manera de vivir de la gente. También resaltan la importancia de saberlos usar, quitar ese prejuicio que “algo” es falso porque es hueco, hacen énfasis en el hecho de leer las fichas técnicas y saber cómo se instalan los sistemas, sólo así se sabrá dónde aplicarlos; son materiales sumamente sofisticados, que funcionan para cualquier decisión, que te permite ser muy versátil y con los que puedes tener mucha flexibilidad en la arquitectura. Otro aspecto importante es la modulación de los materiales para el aprovechamiento de los mismos. “Una cuantificación precisa, te ayudan a ordenar tu manera de hacer arquitectura, lo que les hacer ser eficientes”, dice Julio

Estos dos jóvenes expertos tienen un sueño constante: hacer siempre una arquitectura mejor pensando que es para alguien más, por lo que tiene que ser un espacio funcional, no les interesa salir en revistas, sino que sea de utilidad parara la gente que la vive.