Seguramente te ha sucedido muchas veces que al mirar esa imponente obra arquitectónica te preguntes ¿Cómo lograron construirla?

Desde las majestuosas pirámides de Guiza hasta las obras más modernas como la Torre Eiffel, el Golden Gate o los inmensos rascacielos de Dubái, todos han pasado por rigurosos sistemas constructivos antes de convertirse en lo que son ahora. Lo más increíble es que muchos de ellos se construyeron sin la ayuda tecnológica con la que contamos hoy en día como grandes grúas, sistemas de cálculo estructural o software de diseño especializado.

Estas MEGA estructuras son obras en las que se emplearon toneladas de materiales, miles de trabajadores de la construcción, como obreros, ingenieros y arquitectos, además de mucho tiempo y dinero para poder construirse. Hoy en día muchos de estos proyectos han pasado a formar parte de las principales atracciones turísticas de muchos países, atrayendo a millones de turistas cada año.

1_collage_plaka.png

A continuación te dejamos una breve descripción de cómo el ingenio del hombre y su inquebrantable fe han sido capaces de construir lo que hoy conocemos como íconos de la arquitectura.

  • Golden Gate

Es tal vez el puente más famoso del mundo. Mide cerca de dos mil setecientos metros de longitud y su construcción se puede considerar una de las más sofisticadas del siglo XX.  Su construcción se enfrentó a los embates del clima como fuertes vientos, neblina, mucho frío y grandes mareas. El objetivo principal de la construcción era evitar los largos viajes en transbordador por el estrecho mar. El puente Golden Gate es un puente colgante cuyos extremos se apoyan sobre dos grandes torres que son el soporte de los cables principales. Estas torres se construyeron levantando y colocando secciones prefabricas de acero. Una vez instaladas estas torres, se procedió a  instalar los anclajes y cables principales que soportaría la base central, el elemento principal del puente. Esta base se construyó por secciones a partir de cada torre hasta encontrase en un punto específico, esto es increíble debido a la precisión que se tiene que tener para lograr esta meta.

  • Estatua de la Libertad

Uno de los símbolos más importantes para los Estados Unidos y patrimonio de la Humanidad por la UNESCO, este monumento fue fabricado en Francia y regalado al país americano como muestra de amistad, así como para conmemorar el centenario de la declaración de su Independencia.

La escultura de cerca de 150 toneladas se comenzó a fabricar en 1883, y fue trasladada hasta Estados Unidos en barco y por partes, para después ser ensamblada en una gigantesca plataforma de concreto en la entrada a la ciudad de Nueva York.

  • Torre Eiffel

La Torre Eiffel es uno de los íconos de la Europa moderna. Construida inicialmente para la Exposición Universal de 1889 en París, esta monumental escultura es uno de los monumentos más visitados de todo el mundo. La construcción causó controversia en un inicio por ser una estructura que no encajaba del todo con el paisaje parisino de aquella época. La torre fue la estructura más alta del planeta por casi medio siglo y se utilizó hierro forjado para construirla; se estima que su peso es de aproximadamente diez mil toneladas.

La mayor parte de los elementos de la torre eran ensamblados y remachados en talleres en el piso, estos elementos median cerca de 5 metros. El montaje de estas partes se realizó con la ayuda de andamios de madera y grúas fijadas en los ascensores. La obra tardó dos años y dos meses en ser construida.

Y tú, ¿Qué obras arquitectónicas agregarías a esta lista? ¿Cuáles has visitado? Sigamos asombrándonos por los íconos que nos ha regalado el hombre a través de la historia.

Por Arq. Diana Estrada